You are here
Home > Mis viajes > Asia > China > Dong Lian Hua Village, un pueblo muy premiado

Dong Lian Hua Village, un pueblo muy premiado

Terminada la visita a la montaña taoísta Weibao regresamos para almorzar a Weishan al Xie Rong Restaurant (este es el tercero y último nombre de restaurante que os daré, Henry siempre tenía que ir a preguntar el nombre del local donde comíamos y parecía que te costaba mucho). El almuerzo consistió en pescado, brócoli, espinacas, carne de cerdo y como no, todo acompañado con arroz blanco, para beber siempre té. Tanto Henry como el chofer se pasaban todo el tiempo de la comida con el móvil en mano, si queríamos conversación la teníamos que mantener Carmen y yo. El chofer no sabía nada de inglés, lo cual era imposible mantener algún tipo de conversación, pero es que Henry tampoco se prestaba a traducir.

A la izquierda Henry, a la derecha el chofer

Nos pusimos en marcha, nos dirigíamos a Dali pero antes visitaríamos el pueblo de Dong Lian Hua Village al norte de Weishan.

En Xie Rong Restaurant

Ahora un poco de la historia de este pueblo. Dong Lian Hua Village fue construido en los comienzos de la Dinastía Ming (1368 a 1644) por soldados musulmanes procedentes de Asia central. La agricultura fue su principal fuente de ingresos por lo que fue llamado el Pueblo del Loto, debido a la abundancia de esas flores que crecían ahí. Goza de la fama de ser el primer pueblo en el origen del río Rojo. Dong Lian Hua Village es un puro pueblo musulmán chino con una población de unas 1.100 personas. Durante siglos mostró una sabiduría única, laboriosidad y valentía. Los Hui (musulmanes) que han habitado la zona durante generaciones han creado una brillante historia para Dong Lian Hua Village y lo han forjado en un próspero y armonioso pueblo Hui. Fue un importante enclave en la Antigua Ruta del té y del Caballo, tiene una extensa cultura sobre las caravanas, educación y cultura islámica. Los jinetes, unidos, valientes e  inquebrantables compusieron una historia inmortal para este pueblo dejando atrás leyendas de los arrieros que conducían sus caballos por los antiguos senderos de las caravanas que transportaban el té. Aunque la historia ha ahogado gradualmente la prosperidad producida por las caravanas, todavía rebosa de esplendor.

Ma Ruji Courtyard y el Museo

Este pueblo tiene 28 antiguas viviendas representadas por tres familias (familia Ma Ruji, Ma Ruqi y Ma Ruqing, que eran hermanos. Ma significa caballo) y una mezquita con elegantes y maravillosos símbolos. Además exhibe orgulloso todos los premios recibidos.

En enero de 2007 fue declarado como famoso pueblo Histórico-Cultural de la provincia de Yunnan. En octubre de 2008 fue nominado también como famoso pueblo Histórico-Cultural por el Ministerio de Vivienda y desarrollo Urbano – Rural de China y Administración  Estatal del Patrimonio Cultural. En 2013 fue nominado como el primer pueblo de Demostración de Unidad Nacional, progreso, prosperidad y estabilidad de la zona de Weishan por el Comité del Partido y el Gobierno del Condado de Weishan. En 2014 fue elegido como uno de los pueblos más bonitos de ocio y nominado como pueblo característico de grupos étnicos chinos.

Visita muy recomendable. Pasear por él fue como trasladarse siglos atrás. Está extraordinariamente limpio, muchas de sus casas están siendo restauradas con verdadero mimo.

Puertas de la casa patio

Fuimos a visitar la mezquita (Templo de la Verdad Pura), construida en época de la dinastía Ming, ampliada en 1921 y 1987, pero desgraciadamente estaba en obras y cerrada. Posteriormente fuimos al museo donde vimos los arreos que los caballos utilizaban en la ruta de las caravanas al igual que los utensilios de cocina o para hacer el té. Luego llegamos a una casa “Ma Ruji Courtyard”, entramos y nos llamó la atención el patio tan bonito que tenía. Nuestro guía nos preguntó si queríamos visitar la casa y las dos no dudamos en contestarle afirmativamente. La casa era una maravilla. Fue construida en el año 30 de la República China (1941). La casa patio compuesta por diferentes edificios, pasillos, torre de vigilancia de cuatro pisos, áticos, e infinidad de patios. Recorrimos todas las plantas, habitaciones, rincones y no dejaba de sorprendernos las maderas talladas de las puertas, las celosías, los pocos muebles que tenía eran verdaderas obras artesanales. Desde la planta más alta se ven todos los tejados típicos chinos del pueblo. Verdaderamente nos quedamos asombradas. El único problema que encontramos era que toda la información que daban de la casa estaba en chino, al igual que en la montaña de Weibao y no sería el único lugar donde no había nada en otro idioma y nuestro guía seguía sin explicarnos nada. Menos mal que nos dejaba tiempo para las hacer fotos.

Continuamos caminando por las calles de Dong Lian Hua Village, entramos en otra casa y vimos a unas señoras trabajando en el patio, nos permitieron ver la casa. Este pueblo tiene muchos rincones para deleitarse.

En el Museo del pueblo Dong Lian Hua Village

Terminada la excursión continuamos hacia Dali. Comprobamos que era una ciudad bastante grande. Nos llevó al hotel Yin Shan Ju Inn, que estaba bastante retirado de todas partes, lo único que nos dijo que había unas vistas maravillosas desde la terraza sobre la ciudad y el lago. Cuando llegamos a la habitación y la vimos le dijimos a Henry que por favor no la cambiase, en el baño el inodoro era de agujero en el suelo y eso que le había pedido hoteles de cuatro estrellas en las grandes ciudades y donde los hubiese, comprendía que había lugares que no los había, pero no era el caso de Dali. Nos cambiaron de habitación, pero íbamos a sufrir otra noche más con el colchón.

La cena la hicimos en un restaurante local bastante corriente cerca del hotel, pero es que no había mucho donde elegir por aquella zona. Cuando regresábamos al hotel nos encontramos con un grupo de mujeres que tenían música puesta en la calle y todas intentaban seguir una coreografía. Pensé que era una forma de distracción y relajación para las mujeres después de un largo día de trabajo.

 

Top

Si continuas utilizando este sitio, aceptas el uso de las cookies. Más información

Las opciones de cookie en este sitio web están configuradas para "permitir cookies" para ofrecerte una mejor experiéncia de navegación. Si sigues utilizando este sitio web sin cambiar tus opciones o haces clic en "Aceptar" estarás consintiendo las cookies de este sitio.

Cerrar